3 motivos para decidirte por una Elevación de mamas

Motivos para decidirte por una elevación de mamas

La ptosis mamaria o caída de las mamas es un problema estético que afecta no solo al aspecto físico de la mujer, sino también a la autoimagen. Una vez caídos, la única forma de devolver a los pechos femeninos su forma original es la mastopexia de o intervención de elevación mamaria, una solución elegida cada vez por más mujeres.

Se trata de la cuarta intervención de cirugía estética más demandada en pacientes de 35 a 55 años, según la Asociación Española de Cirugía Estética Plástica. Y es que, en esa franja de edad, es cuando muchas mujeres empiezan a sufrir la caída de los pechos.

¿Por qué se produce la ptosis y cómo se corrige con una mastopexia?

Las mamas no están sujetas por ninguna estructura ósea ni cuentan con el soporte muscular del que gozan otras partes del cuerpo. Lo único que se interpone entre los pechos y la fuerza de la gravedad es la piel y los tejidos conjuntivos.

Si la piel de la mujer tiene suficiente firmeza y elasticidad, los pechos pueden conservar su forma original durante algún tiempo. Además, aunque no se encuentra sujeta por él, la mama descansa sobre el músculo pectoral. Un músculo tonificado permitirá que la mama tenga una mayor elevación. Pero a menudo no es suficiente cuando intervienen los siguientes factores:

  • La lactancia: ser mamá es una experiencia maravillosa, y la lactancia es muy positiva y recomendable tanto para el bebé, como para su relación con la madre. Pero el embarazo y, muy especialmente, la lactancia tienen consecuencias sobre el aspecto de las mamas. El aumento de peso durante el embarazo lleva a los tejidos a estirarse, y al llenarse y vaciarse de leche las mamas de leche durante la lactancia, la piel cede. En algunas mujeres los pechos nunca vuelven a su estado previo al embarazo.
  • La edad: con los años el organismo reduce la producción natural de colágeno, elastina y ácido hialurónico. La piel pierde elasticidad y tiende a descolgarse, y el pecho es una zona muy sensible a alteraciones de este tipo por el peso de las mamas.

La mastopexia o mamoplastia de elevación es la única solución efectiva contra la ptosis mamaria, y por eso cada vez más mujeres se deciden a recuperar la turgencia y elevación de sus pechos.

Tres motivos para someterte a una elevación de mamas

Las principales razones por las que una elevación de mamas puede ayudar a una mujer que padece un problema de pechos caídos son:

1. Para recuperar su figura y verse mejor

El busto es una parte importante de la belleza de una mujer, y unos pechos firmes realzan la feminidad.

Como decíamos al principio, la ptosis mamaria es un problema estético, y verte mejor en el espejo puede ser una razón en sí. No hay motivos para renunciar a la posibilidad de recuperar tu figura.

Pero el aspecto físico suele tener otro tipo de implicaciones que nos llevan a la segunda de las razones para someterte a una intervención de elevación de mamas.

2. Reconciliarte con la mujer del espejo

Recuperar la forma original de tus pechos te ayudará a verte mejor, y si te ves mejor, también te sentirás más cómoda con tu aspecto.

A menudo los problemas estéticos acaban afectando a nuestra autoestima, y nos pueden llevar a sentirnos más inseguros y descontentos con nuestro cuerpo.

No tienes por qué resignarte a sentirte incómoda con tu físico si tu problema estético se soluciona con una intervención bastante común como es un una elevación de mamas.

3. Sentirte mejor contigo misma y con los tuyos

Hacer las paces con la mujer que ves cada vez que te miras al espejo te ayudará a estar mejor contigo misma, y eso lo acabarán notando los demás.

Nuestros problemas e inseguridades no solo los sufrimos nosotros, también los padecen quienes están a nuestro alrededor.

Recuperar tu autoestima te puede ayudar a estar mejor con tus seres queridos.

Si has decidido poner fin a tu problema de pechos caídos, en la Clínica del Dr. Arán evaluamos tu  caso y te ofrecemos la mejor solución para ti.

Contacta con nosotros ahora y consúltanos tus dudas, o solicita una cita en nuestra clínica.

Te ayudamos a recuperar tu busto, ¡te ayudamos a recuperar tu sonrisa!